12 febrero 2009

Donde habita el olvido...

Foto: "Je t'aime" tomada en un rincón de Montmartre by Kiukara

Supongo que sí, que sólo fue una ilusión. Un despertar repentino cuando aún quedan ganas de dormir. Un sueño de esos que olvidas cuando te levantas y del que sólo quedan retales en forma de imagen sin sentido a lo largo del día. Algo que olvidar, porque el recuerdo, aún debilitado, duele más que alienta. Demasiadas expectativas carentes de intención. La memoria también juega malas pasadas.
Al fin y al cabo, sólo fue guiño del caprichoso azar, un truco de magia bien logrado, una broma pesada del destino, como tantas otras que fueron y que serán... Un refugio temporal de vanidades emocionales con final anunciado: un paso atrás primero, luego una estampida y un adiós absurdo para escapar de cualquier posibilidad de realidad.
Lo gritan los silencios. Lo afirma contundente el tiempo... Pasado ya.

Supongo que no, que no era amor... Aunque se le parecía.


«No soñaré solo porque me he quedado dormido,
no voy a despertarme porque salga el sol;
ya sé llorar una vez por cada vez que río,
no sé restar... no se restar tu mitad a mi corazón»




1 Comments:

At 11:38 a. m., Blogger Arrítmica said...

La foto.. uff recuerdos.. mira que tienes buen ojo.. ese dia por el barrio frances fue momento magico! ese paseo y ese "cafe en ese cafe"
:)
Tema bien elegido y texto.. muy tuyo ;)
Sonrieme!!!!

 

Publicar un comentario

<< Home